lunes, 28 de febrero de 2011

Que antigua

Mi ultima entrada. Debería haber escrito algo, pero me da paja, así que solo escribo que soy feliz, he sido muy muy muy feliz estos días y no tengo ni remierda idea que voy a hacer cuando me valla.

domingo, 13 de febrero de 2011

Ok, ya no odio al Valentino

Porque tengo uno para mi, y eso me hace muy muy felíz

Valentino Valentino

Y no, no me refiero al diseñador.

Oh, fecha de mierda, CÓMO te odio. No voy a ser cínica como una gran mayoría, alegando que es una fecha comercial, que uno puede demostrar su cariño cuando quiera, e-te-ce, bla bla blá. No, la verdad es que adoro las fechas, como esta, en que le gente vuelve a acordarse de que quiere a otros (cosa que, aunque lo nieguen, olvidan la mayor parte del tiempo), y se hacen regalos, que de una u otra manera simbolizan lo mucho que se quieren. Ahora, dirá usted, ¿Que tiene de malo una fecha tan rosada y adorable? Pues que estoy SOLA COMO UN DEDO. Sola en soledad, más sola que hueso de la frente, o como sea el dicho. Odio que estas fechas bonitas me amarguen, solo porque no tengo con quien pasarlas. Osea, me juntaré en la noche con mis amargados amigos solteros, a hacer la fiesta más patética  en honor a la soltería. Es decir, estoy destinada a pasar sola sola sola, con amigos que están solos solos solos. No puede ser una fecha más penca.

Pero bueno, Algún día, llegará un susodicho(a), que en medio de un cafecito adorable y tomandome la mano, me diga '¿Quieres ser mi Valentín?' y yo le diré 'asgdhsgahja obvio'. Sí, exactamente eso. Hasta ese entonces,  seguiré odiando esta fecha de mierda.

viernes, 11 de febrero de 2011

Esto sí es anexo

Ya. Probablemente has notado, no digo "te quiero" muy seguido, no acostumbro tomar la mano, me ahogo cuando me abrazan -literalmente-, y no escribo muchas entradas tiernas en mi blog. Y siendo todo lo anexo que es esto, quería escribir esto porque, aunque no lo diga tanto como tú, te quiero mucho, y me encanta andar de la mano contigo y que me ahogues cuando abrazas. Me encanta estar contigo, porque haces que no piense idioteces ni ande triste, porque estoy cómoda contigo, porque me da risa cuando me miras con cara de decir algo y no lo dices, porque me dices que soy linda sin que lo sea en verdad, porque solo con estar ahí, has sido mi apoyo este último tiempo. Porque nunca pensé que iba a pasar algo así, que el mundo se iba a caer de cabeza y ibamos a terminar siendo amigos.

Y mira tú lo mamón que me salió esto. Filo, te quiero igual, pavo, mil veces pavo. En serio.